• Rigor, compromiso, solvencia en lo informativo, cercanía y entretenimiento. En esa combinación y equilibro radica el éxito de este periódico comarcal, que promueve el Colectivo para el Desarrollo Rural de Tierra de Campos desde 2007

Informar sobre aquellas noticias que no tienen hueco en periódicos nacionales, pero que a su vez la ciudanía de Campos y Torozos fuera participe de ellas. Ese fue el lema con el que en marzo de 2007 nacía La mar de Campos. El periódico comenzaba a andar con un total de 23 pueblos y era gratuito, de manera que no había que pagar ni un céntimo por él.

El periódico obtuvo una gran aceptación por parte de la ciudadanía del territorio; pero a su vez, aumentaba el interés de los vecinos y vecinas por aportar noticias de sus pueblos, de manera que en tiempo récord se lograba cumplir con esa piedra angular, que se ha mantenido a lo largo de estos 15 años: que los habitantes de los municipios fueran los creadores de contenidos informativos.

Con el paso de los meses y hasta día de hoy la fidelidad de los lectores ha sido una constante en todos estos años, lo que evidencia que miles de personas de la zona han valorado, y valoran, la calidad informativa de esta publicación mensual. En este periodo de 15 años, este medio ha tratado de informar con mayor rigurosidad, cercanía y pluralidad. Gracias a ello se ha consolidado entre uno de esos símbolos de Campos y Torozos. Tal es así, que con el paso del tiempo fueron otras las localidades que se sumaron al proyecto. Y si en un principio los protagonistas de las páginas de ‘La mar’ eran tan solo pueblos de Valladolid, más tarde se sumarían incluso villas de Tierra de Campos zamorana y palentina.

La brújula que ha guiado al periódico ha sido siempre tener al lector como eje principal. Por ello, entre otros distintivos, La mar de campos ha primado la cercanía, la información municipal, el día a día de nuestros pueblos, las tradiciones, algo que, sin duda, ha sido una de las claves del idilio del medio de comunicación con miles de personas cada mes. Y es que el periódico no ha faltado nunca a su cita fija cada inicio o final de mes en los distintos pueblos desde que echó a andar. Incluso cuando la pandemia golpeó con más fuerza llegamos a todas las casas del territorio. Para ello, tuvimos que reinventarnos con el objetivo de ofrecer información sobre cómo la crisis de la covid-19 había alterado el trascurso habitual de las vidas de la ciudadanía.

Obviamente, el rotativo ha mantenido un equilibrio en todas las grandes áreas informativas; sin olvidar la actualidad de los pueblos en su ámbito social, económico, político o cultural. La línea editorial pretende ser lo más ajustada posible a la realidad social de estos municipios terracampinos. Se cuenta lo que mensualmente ocurre, lo que los propios agentes sociales quieren transmitir y lo que los vecinos quieren difundir sobre su forma cotidiana de vivir o sobre sus inquietudes, impresiones, perspectivas de futuro, nuevas ideas empresariales, etc.

A la información habitual sobre la vida en los pueblos este medio de información cuenta con varias secciones fijas, como ‘El Personaje’, ‘La Manduca’, ‘Emprendedores’, ‘Aulas’ y ‘El placer de ser mayor’ que buscan enriquecer aún más la páginas y dar un mayor atractivo al producto.

Esta herramienta de comunicación y participación está dirigida por la Asociación Colectivo para el Desarrollo Rural de Tierra de Campos, que es una entidad social sin ánimo de lucro que presta servicios para el desarrollo del medio rural de Castilla y León desde 1991 y declarada de utilidad pública en 2002.

La presidenta del Colectivo Tierra de Campos, María Luz Gutiérrez, señala que «la entidad siempre ha mantenido su compromiso con La mar de campos, sabedora del enorme interés que suscita entre la población del territorio». Sin duda, «nuestro periódico se ha convertido en un espacio de esperanza, de convivencia, de solidaridad». Y también, «la mirada abierta con la que queremos seguir captando la realidad y contándosela, creciendo juntos, creando más minutos compartidos». Pero todo ello, «es posible gracias al esfuerzo de la Asociación, que respalda económicamente el producto». Porque la supervivencia de ‘La mar’ no es fruto de la casualidad, sino de «una labor profesional, inteligente, tenaz y ambiciosa». Así como de una entidad en la que «trabajan valiosos profesionales comprometidos con el medio rural de Castilla y León».

Un periódico, dijo Mathew Arnold en la Inglaterra de Dickens, se define por contar historias con un objetivo. No solo es contar. Es hacerlo con el compromiso de reflejar la realidad para mejorarla. «Creemos, y es el motor que impulsa nuestro trabajo diario, que sin el empuje de los medios,  causas como la de la igualdad en todos los ámbitos, la de la democracia y las libertades, la de los derechos humanos, la del medio ambiente y la de las mejoras sociales, no avanzarían al mismo ritmo», explica el director de La mar de campos, Carlos Badás.

La mar de campos nació bien entrado el nuevo milenio. Por eso, el periódico no quiso quedarse atrás y tiempo después decidió dar su salto a Internet. Algoritmos, apps, redes, Google… Los medios han cambiado tanto como la tecnología, siendo reflejo de la evolución de un lector avanzado, con hábitos nuevos. La oferta informativa de hoy es superlativa. Nunca hemos tenido tantos medios y canales interactuando a la vez, con los riesgos que ello conlleva.

La web www.lamardecampos.com nació como una forma de complementar la cita mensual de sus lectores. Una forma de traer la actualidad a través de la inmediatez, pero que no solapara la propia edición en papel.

Queremos seguir ofreciendo contenidos de máxima calidad y, además, seguir avanzando con nuevas iniciativas para los lectores, para los usuarios, para los clientes y las instituciones, y para toda la comunidad que forma parte de La mar de campos.

La consigna de ‘La mar’ es informar sobre la actualidad de nuestros pueblos, pero tratando de que la información parta de sus propios vecinos es una declaración de principios: ser ajenos a otros intereses en relación al periodismo. Este aniversario significa que el equipo -los equipos- que lo han traído hasta aquí han respondido a este lema. Quiere decir que la fórmula de información cercana, útil, comprometida y veraz, funciona.

Los 15 años de este periódico comarcal es un compromiso con periodismo social. Y es una ocasión para el agradecimiento a todos los que lo han hecho posible: a todas las personas que pasaron por el periódico y a todo el equipo técnico del Colectivo para el Desarrollo Rural de Tierra de Campos que lo han hecho y lo hacen posible. A los anunciantes, que nos eligen como medio seguro y eficaz para llegar a miles de lectores; y, sobre todo, a ustedes, que confían en nosotros para informarse, que nos espolean con su crítica y nos sostienen con su fidelidad y su aliento en nuestra apasionante misión de informar.