Desde hace un año vivimos en un momento de cambios; cambios que afectan a nuestra vida diaria, pero también al mercado laboral. Así como algunas profesiones y negocios tienden a desaparecer, por otro lado, las oportunidades de empleo en algunos sectores se han incrementado e incluso han surgido nuevas figuras laborales que han llegado para quedarse.

  1. Tecnología. El consumo tecnológico se ha visto incrementado, sobre todo en el mundo de los videojuegos, por ello toda la demanda de personal técnico cualificado en este terreno aumenta.
  2. Venta minorista. Hasta en un 40% asciende la necesidad de productos en las grandes superficies, así, profesiones con referentes a la atención al cliente, a la reposición de productos o personal de caja son sumamente necesarias.
  3. Área sanitaria. Medicina especializada, enfermería, personal de apoyo médico y personal de la salud mental. También las profesiones relacionadas con el ámbito sociosanitario (atención a personas dependientes, la asistencia personal…)
  4. Márketing Digital y comercio electrónico. Compramos más a través de internet, por lo que hay que saber llegar al público.
  5. Personal de atención telefónica. Ante la imposibilidad de desplazamiento las tiendas se ven obligadas a resolver dudas y problemas a través de la atención telefónica.
  6. Mentorización personal y profesional. Figuras que nos ayudan a tener unos hábitos saludables en el teletrabajo y a nivel físico. Trabajar desde casa hace que nos movamos menos.
  7. Educación. Las restricciones educativas provocan que surjan nuevas maneras de enseñar a los y las más peques.
  8. Ingeniería especializada, tecnología de la informática adaptada al teletrabajo, una figura esencial en las empresas.
  9. Ciencia de datos de inteligencia artificial. Saber entender e interpretar los datos, algo fundamental en el presente.

El Colectivo para el Desarrollo Rural Tierra de Campos trabaja a favor de la inclusión sociolaboral de las personas residentes en el medio rural mediante la realización de actividades que mejoren su empleabilidad y en contacto con las empresas del territorio con el objetivo de dar respuesta a sus demandas laborales.